Adora Nistel pisó fuerte en la grama de San Isidro

Después de ser segunda en el Gran Premio Selección de Potrancas (G 1), en La Plata, Adora Nistel fue al césped de San Isidro por primera vez y respondió tan bien que ganó el Clásico Federico de Alvear (G 3-1800 metros) por ocho cuerpos. La hija de Van Nistelrooy, que pertenece al stud paranaense Don Dany, tuvo un gran remate y selló una victoria con muy buena proyección, ya que esta prueba es, además, preparatoria para el Gran Premio Enrique Acebal (G 1), del mes próximo.