Music Van repitió el plato, en tiempo récord

Las dos últimas versiones del Clásico Buenos Aires (G 3) coinciden en su ganador: Music Van. El hijo de Van Nistelrooy repitió su conquista de 2013 en Palermo, ahora venciendo por cinco cuerpos a Furious Key y marcando un nuevo récord para la milla de césped de ese hipódromo: 1m32s78/100. En un trazado en el que predominan los atropelladores, el caballo del stud La Frontera se hizo ver adelante de punta a punta y llegó a su séptimo triunfo, el segundo clásico consecutivo, en apenas veinte días.